Chaco endurece las medidas con una “Cuarentena Inteligente”

Por

El gobernador, en conferencia vía streaming, adelantó que serán más rígidas las medidas a aplicar en la nueva etapa de la cuarentena en el área metropolitana de Resistencia, donde se concentra el 97% de los casos positivos de COVID-19.

Apeló a la responsabilidad de cada chaqueño y chaqueña para cumplir con todas las medidas de resguardo.

El gobernador Jorge Capitanich anunció la extensión del aislamiento social, preventivo y obligatorio en la provincia a partir de las cero del lunes 25 de mayo y por los siguientes 14 días. La cuarentena, que ya no adoptará el formato de fases, supondrá medidas de control más rígido y estricto para paliar el impacto de la pandemia sobre todo en el Gran Resistencia.

La conferencia de prensa vía streaming tuvo lugar en la noche de este viernes desde el Salón Obligado de Casa de Gobierno. Allí, el mandatario provincial ratificó entre las principales medidas la suspensión de la prestación del servicio de transporte urbano e interurbano hasta el 1 de junio. Asimismo, confirmó la suspensión de cobros y de pagos que impliquen aglomeración de personas; y adelantó que habrá un control estricto de circulación de personas y vehículos.

Luego de evaluar la situación epidemiológica a la fecha (703 casos positivos y 361 activos en el Chaco), además de todas las medidas adoptadas por el Estado chaqueño para asegurar una respuesta adecuada del sistema sanitario, el gobernador dio cuenta de las nuevas medidas a aplicarse.

“Estamos en el día 65 de la cuarentena, que arrancamos el 18 de marzo, con un gran esfuerzo de todos los habitantes del Chaco”, indicó Capitanich en el inicio de una extensa exposición; no obstante, marcó que es necesario “tomar decisiones”.

Luego expuso que, como en instancias anteriores, realizó una ronda de consultas con intendentes, legisladores y actores económicos, de cuyas opiniones no se logró una coincidencia plena sobre las nuevas decisiones. En ese marco subrayó la necesidad de “tomar un rumbo y un horizonte”. Asimismo, dio cuenta del diálogo permanente con Santiago Cafiero (jefe de Gabinete) y Eduardo De Pedro (Interior) a fin de evaluar la situación en la provincia.

“La sugerencia es que, a la cuarentena administrada, es imprescindible sostenerla por un tiempo determinado, hasta el mes de agosto, con distintas medidas vinculadas a criterios para cuidar a todos los chaqueños”, subrayó Capitanich.

En ese punto, adelantó que hasta el 8 de junio habrá dos etapas: la primera hasta el 1° de junio y la restante desde esa fecha hasta el 8. “No podemos continuar con distintas fases. Los indicadores determinan que hemos retrocedido en la tasa de duplicación y aumentamos tasa de contagio, por lo cual es indispensable volver atrás. Significa que no podemos permitir lo que está ocurriendo ahora, cuando observamos que se dispara el número de casos”, enfatizó.

Explicó que el retroceso será de fase 4 a fase 3 en las dos etapas trazadas hasta el 8 de junio. Luego de esa fecha consideró que “debe proseguir una cuarentena sin fases, con una administración inteligente”. “Pretendemos aplicar la mayor dureza en controles estrictos, por eso suspendimos el transporte público hasta el 1° de junio, porque es una fuente de contagio y de circulación comunitaria. La segunda decisión es requerir a las instituciones financieras la suspensión de pagos y cobros. Eso implica desincentivo a cualquier proceso de aglomeración de personas. También vamos a extremar los alcances de la circulación de personas e incrementar los mecanismos de administración inteligente en zonas donde se registran los casos, utilizando toda la tecnología disponible con drones para establecer mecanismos de alarma y bloqueo focal a fin de evitar la circulación comunitaria del virus”, expuso.

También podria interesarte