Vendió el Porsche que tenía custodia judicial

Por

Se trata de Cristino Villalba, dueño del polirrubro Mega Mundo $2. La fiscalía Federal de Resistencia detectó irregularidades en el boleto de compraventa de un automóvil de alta gama el cual habría sido reclamado por un tercero quien dijo ser el legal propietario del bien. Sin embargo, se constató que hubo adulteraciones en los documentos y que la supuesta venta se hizo mientras el vehículo estaba en el depósito judicial, incautado por otra causa.

El 25 de junio de 2019, los vecinos de Resistencia se vieron sorprendidos por una impresionante caravana de vehículos de altísima gama que circulaban en fila por la ciudad. Eran 33 autos de lujo que le habían sido secuestrados a Cristino Villalba, dueño del polirrubro Mega Mundo $2, en una causa por presunta evasión impositiva y lavado de activos, impulsada por la AFIP. Ese día, Villalba fue detenido por orden del juez Federal de Quilmes, Luis Armela.

Más de un año después de este episodio, Villalba recuperó su libertad por falta de mérito y la causa prosigue pero sin muchas novedades.

El 19 de junio pasado, una persona de nombre Diego Esteban, solicitó a la Justicia Federal la restitución de siete vehículos que se encontraban secuestrados en el marco de la causa “Delmastro, Esteban Daniel; Villalba, Cristino; Esteban, Carlos Daniel; Villalba, Pablo Nelson s/Asociación Ilícita Fiscal”, expediente FLP 113314/2018.

Entre los vehículos solicitados, pidió la devolución de un Porsche, modelo Caymán S, tipo coupé. Para eso presentó un boleto de compra venta, copia del título y contrato de transferencia 08.

Al analizar la documental, el fiscal Federal de Resistencia, Patricio Sabadini, constató inconsistencias. El funcionario judicial detectó que si bien el boleto de compraventa aparece fechado el 10 de mayo de 2019, las firmas de dicho contrato fueron realizadas ante una escribana pública el 21 de noviembre de ese año, cinco meses después de su secuestro judicial.

Según Sabadini, esto evidencia “una clara maniobra fraudulenta realizada por Cristino Villalba y Diego Esteban al fingir una operación comercial tendiente a engañar al magistrado interviniente y sustraer de esta manera el bien que se encontraba en guarda y custodia del Juzgado Federal”.

Por este motivo, el fiscal solicitó este viernes al juez, Enrique Bosch, la apertura de un requerimiento de instrucción judicial, que se cita a indagatoria a ambos acusados y que se los impute por el delito de “estafa y otras defraudaciones en grado de tentativa”.

 

 

CHACODIAPORDIA.

 

También podria interesarte