El presidente abrirá el período 139 de sesiones ordinarias en el Congreso

Por

El Presidente preparó en soledad el discurso que dará en el recinto de la Cámara Baja, que será diferente al de otros años debido a la pandemia. Habrá 90 diputados y senadores, no participarán invitados especiales y la Corte Suprema estará conectada en forma virtual.

Alberto Fernández sabe desde hace meses que el inicio de su segundo año de gestión estará nuevamente condicionado por la pandemia de coronavirus. Y si bien proyectaba en el inicio de 2021 tener a una importante porción de la sociedad inmunizada, y así poder exhibir un escenario de reactivación de la economía dejando atrás la extensa cuarentena, jamás hubiera imaginado que su segundo discurso frente a la Asamblea Legislativa se daría en medio del escándalo político que desataron los vacunados VIP y que se cobró el cargo de su ministro de Salud, Ginés González García.

Para este 1 de marzo, el Jefe de Estado terminó de definir en las últimas horas el tono con el que se pronunciará este día. El discurso con el que dará inicio al período 139 de sesiones ordinarias lo escribió en la soledad de su despacho de la Quinta de Olivos consultando los informes preparados por cada ministerio del Gabinete Nacional. Todos los documentos que le acercó en un pen drive su alter ego, Santiago Cafiero, detallando los datos técnicos del primer año de gobierno estarán atravesados por la subjetividad política que denota la actualidad y los intereses particulares del Frente de Todos.

El Presidente está molesto por las críticas de la oposición respecto a la vacunación VIP e irritado por la actuación de jueces y fiscales que confirmaron sentencias contra Milagro Sala, Amado Boudou y Lázaro Báez. Cómo reivindicará la estrategia sanitaria y la campaña de vacunación frente a la lista de funcionarios y “amigos del poder” que pudieron colarse en la fila de las vacunas puede transformar la Asamblea Legislativa en un acontecimiento histórico, más aún cuando su principal estratega epidemiológico tuvo que asumir la responsabilidad de su negligencia política y dar un paso al costado.

Entre informes que lee y repasa consulta a su círculo íntimo de Casa Rosada: Cafiero, Gustavo Béliz, Vilma Ibarra, Julio Vitobello y Juan Pablo Biondi. El discurso que brindará en Diputados durará cerca de 90 minutos.

En el plano económico Alberto Fernández defenderá su decisión de expandir el gasto público para mitigar los efectos de la pandemia y la cuarentena en el empleo y los salarios. Los ministros Martín Guzmán y Matías Kulfas entregaron informes detallados sobre los millones de pesos públicos aportados a la actividad privada y una lista de cuadros que demuestran el crecimiento del consumo de acero y cemento en los últimos meses.

Por protocolo, el coronavirus también condicionará la presencia de otros dirigentes. Ya estaba previsto que los gobernadores se conecten de manera virtual. Por su parte, los integrantes de la Corte Suprema fueron invitados a participar de forma presencial pero en medio de la tensión latente entre el oficialismo y el Poder Judicial desistieron de asistir con el argumento de que por su edad integran los grupos de riesgo. Estarán todos juntos en la Sala de Acuerdos del Palacio de Tribunales, sobre la calle Talcahuano.

En lo que respecta a la presencia de diputados y senadores, pese a que la Cámara Baja cuenta con capacidad para 257 bancas, fueron autorizados a participar 90 legisladores en el recinto.

También podria interesarte