Federer quedó eliminado y su récord corre peligro

Por

El suizo se despidió del US Open tras caer en cinco sets ante el búlgaro Grigor Dimitrov. Sin Roger ni Djokovic, Nadal tiene el camino allanado para sumar su 19º Grand Slam.

Roger Federer le costó esconder su frustración tras su derrota en los cuartos de final del US Open y sobre el futuro de su carrera simplemente lanzó un: “no tengo una bola de cristal”.

Federer cayó ante el búlgaro Grigor Dimitrov por primera vez en siete partidos.  El suizo venía de perder en julio la final de Wimbledon, un encuentro en el que desperdició dos puntos de partido sirviendo por el trofeo ante Novak Djokovic.

Federer, que tiene cinco títulos en Estados Unidos, abandonó la cancha antes del inicio del quinto set para pedir atención médica en la parte alta de su espalda, aunque no quiso achacar la derrota a una lesión.

“La sentí todo el tiempo, pero podía jugar con ella, fue mi culpa no haber ganado”, dijo en la conferencia de prensa respondiendo cortante, sin entrar en detalles. “Este momento pertenece a Grigor no al estado de mi cuerpo”.

“Hice lo mejor que pude, no estaba tan mal como para rendirme, Grigor fue mejor, luché con lo que tenía”.

Federer perdió cinco puntos de quiebre en el décimo juego del cuarto set ante Dimitrov, que le rompió el servicio en dos oportunidades en el quinto antes de sellar la victoria.

“Tuve momentos en que estaba al frente todo el tiempo, tuve la posibilidad de volver en el cuarto. El comienzo no fue ideal, el del quinto tampoco, me quedé atrás, fue difícil”, señaló.

“Estoy decepcionado porque pensaba que estaba jugando bien después de un par de malos arranques”, dijo Federer en relación a sus dos primeros partidos en Nueva York, en los que arrancó perdiendo el primer set.

“Todo parecía estar bien (…) pero hay que aceptar las derrotas. Son parte del juego”, siguió Federer que este martes saltó a la cancha como el jugador más viejo en disputar unos cuartos de final desde que Jimmy Connors lo hiciera en 1991, a los 39.

También podria interesarte