Trump y Biden en el primer debate presidencial

Por

Sin ninguna coincidencia o momento de distensión, los dos candidatos a la Presidencia de Estados Unidos, el mandatario Donald Trump y el ex vicepresidente Joe Biden, se enfrentaron con gritos, continuas interrupciones, ataques personales y hasta algunas agresiones en el primer debate a solo 35 días de las elecciones.

“Payaso”, “poco inteligente”, “mentiroso” fueron algunas de las palabras que se cruzaron los dos candidatos en los momentos más álgidos de una noche marcada por los esfuerzos constantes de Trump de interrumpir a su rival y hasta el moderador, y la determinación de Biden de no mirar nunca a su contrincante, concentrarse en la cámara y evitar las discusiones a los gritos.

A lo largo de 90 minutos, el candidato opositor repitió dos ideas centrales: “Trump no tiene un plan” y “No soy Bernie Sanders”, “No soy un izquierdista radical” y “Ahora el programa del Partido Demócrata es el mío”.

Trump, por su parte, intentó asimilar a su rival con las iniciativas del sector más progresista de los demócratas y con los reclamos de las protestas antirracistas de este año. Además, acusó varias veces a su hijo, Hunter Biden, de negocios corruptos en Ucrania y Rusia.

Esto último tema fue lo único que sacó del registro moderado al exvicepresidente.

El debate en la Universidad de Case Western Reserve en Cleveland, Ohio, fue moderado sin mucho éxito por el veterano periodista Chris Wallace del canal Fox y estuvo regido por un estricto protocolo por la pandemia.

La noche comenzó con uno de los temas más calientes del momento: la nominación de una candidata conservadora para la Corte Suprema a semanas de las elecciones.

También podria interesarte