Investigan a funcionario chaqueño por posible contagio a su pareja

Por

De oficio, la fiscal Correccional 2 de Corrientes, Andrea González, investigará si el subsecretario comunal infringió cuanto menos un artículo del Código Penal para llegar a la vecina provincia y pasar tiempo con su pareja, quien resultó con COVID-19 positivo. El padre del hijo de la mujer, confirmó  que estudia presentarse como querellante conjunto.

A través de la fiscal Correccional 2 de Corrientes, Andrea González, se inició una causa en la Justicia de la vecina provincia para determinar la responsabilidad de un funcionario de Comuna de Resistencia que visitó en varias oportunidades la capital correntina para visitar a su pareja, quien terminó dando positivo al test de COVID-19.

Según consigna el diario El Litoral en el proceso se investigará si el hombre llegó hasta Corrientes violando lo establecido en el artículo 205 del Código Penal, que establece que “será reprimido con prisión de seis meses a dos años, el que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.

Pero además, hay que tener en cuenta que el Artículo 207 del CP establece que “en el caso de condenación por un delito previsto en este Capítulo, el culpable, si fuere funcionario público o ejerciere alguna profesión o arte, sufrirá, además, inhabilitación especial por doble tiempo del de la condena. Si la pena impuesta fuere la de multa, la inhabilitación especial durará de un mes a un año”.

Recolectan pruebas

La información brindada por el medio local afirma que la funcionaria judicial inició la recolección de una larga lista de pruebas, entre ellas las imágenes de las cámaras de videovigilancia del edificio donde vive la pareja del funcionario de Resistencia, y la información sobre los movimientos del hombre en el tránsito interprovincial, al Comité de Crisis Sanitaria de Corrientes

Se sospecha que el hombre tuvo cruces entre el 12 y el 14 de junio, pero además si intentará dilucidar si en una o varias oportunidades logró pasar por los controles con la documentación vencida.

La fiscal solicitó a la división de Delitos Complejos de la Policía la investigación sobre los contactos estrechos que haya tenido el acusados, para determinar la eventual cadena de contagios, más allá de su pareja, que vive en un departamento céntrico de la capital correntina.

Contagio y bronca

Según puede recrearse de los testimonios volcados tanto por el acusado como por la expareja y padre del hijo de la mujer que resultó con COVID-19 positivo, el funcionario de la Comuna Capitalina estuvo en Corrientes, cuanto menos el sábado 13.

La información disponible indica que la pareja pasó el día en un club de campo y luego cada uno se dirigió a su hogar. Unos días más tardes, la mujer comenzó con los síntomas y se comunicó al 0800 disponible en la vecina provincia para alertar sobre posibles casos de conronavirus, por lo que recibió fue sometida a un hisopado la semana pasada.

El resultado del estudio se conoció el sábado y el protocolo activado en Corrientes permitió determinar con exactitud el nexo epidemiológico con el Chaco. Hay que recordar que el hecho generó el aislamiento preventivo de todo un edificio en el que residen unas 50 personas

En rigor, este no es el primer caso de COVID-19 positivo que se detecta en la vecina provincia y se lo vincula al Chaco. Sobre este caso en particular, el propio gobernador correntino, Gustavo Valdés, sugirió ayer que la cuestión ameritaba una investigación de oficio.

También podria interesarte