Le hacían bullying, pero el violín le cambió la vida

Por

Tyler Butler-Figueroa, de 11 años, cautivó al jurado con su talento y su emotiva historia. Simon Cowell presionó el “Golden Buzzer”, que lo catapultó a la fase decisiva del show

Lo primero que llamó la atención del público y de los jueces cuando entró al escenario fue su calzado luminoso. Luego, algunos se sorprendieron con el instrumento que llevaba entre sus manos. No es habitual ver a un niño con un violín.

Tyler Butler-Figueroa contó que tenía 11 años y que era de Raleigh, Carolina del Norte. La cantante y coreógrafa Julianne Hough le preguntó a qué edad había empezado a tocar.

“Empecé a tocar el violín a los 7 años y medio”, respondió Tyler. “¿Qué te hizo empezar a tocar?”, inquirió la miembro del jurado.

“Quise empezar a tocar el violín porque me hacían bullying en la escuela”. La respuesta sorprendió a todos, pero lo que terminó de conmoverlos fue enterarse por qué lo acosaban en la escuela.

“Porque tenía cáncer y casi me muero”, afirmó el niño. Cuatro años y medio tenía cuando le diagnosticaron leucemia, que es un cáncer en la sangre.

Un día fuimos a cenar y dije que algo no se veía bien en él. Estaba algo pálido. Así que mi instinto materno me hizo llevarlo a la sala de emergencias”, contó la madre de Tyler.

Cuando terminó la historia, todos querían escucharlo tocar. Tyler interpretó “Stronger”, de Kelly Clarkson, que parece escrita para él. Y su talento impactó al jurado y al público.

También podria interesarte