Coronavirus: murió un abuelo del Hogar Nazareth

Por

El deceso del hombre de 90 años se produjo este martes por la mañana y es el cuarto fallecido que se registra en la residencia de adultos mayores, por COVID-19. El abuelo estaba internado en un sanatorio de Resistencia desde el sábado y presentaba enfermedades de base. Con su muerte, ascienden a 59 las víctimas fatales en el Chaco

Este martes por la mañana se produjo el deceso de un hombre de 90 años en un sanatorio céntrico de Resistencia, residente del Hogar Nazareth, institución que ya registra cuatro muertes por contagio de COVID-19. Con esta se elevan a 59 las muertes por coronavirus en la provincia. En tanto, del hogar de ancianos, son siete los adultos mayores internados con diagnóstico positivo y dos trabajadores con diagnóstico positivo que se encuentran en etapa de cumplir con el aislamiento obligatorio en sus domicilios, cerca del alta.

El director del Hogar Nazareth, Marcelo Fanti confirmó el deceso del hombre en CIUDAD TV e informó que de los siete adultos mayores internados, seis se encuentran en diferentes sanatorios privados de Resistencia y uno en el área de COVID-19 del hospital Perrando. En cuanto al personal, indicó que “son dos casos positivos que ya están terminando el aislamiento en su domicilio”, a la espera de nuevos hisopados y del alta correspondiente.

Informó que hasta el lunes, en el último parte médico de estas personas, la mayoría se encontraba en estado estable. “Este hombre que falleció esta mañana era uno de los casos más delicados en el sanatorio Sagrada Familia y otro de los abuelos complicadas es el que tenemos en el hospital. Todos están arriba de los 85 años promedio y tienen varias patologías de base que los ponen aún más vulnerables. Pero, en general, estaban estables, sin requerimiento de oxígeno, incluso tenemos a los dos primeros internados a la espera de hisopados de control para ver si están en condiciones de alta, si les da negativo”.

Reconoció que el mismo personal que presentó diagnóstico positivo del virus podría haber sido el facto de contagio de los residentes adultos mayores de la institución.

Protocolos y aislamientos

Consultado por el protocolo con el que se rige la institución, Fanti informó que las instalaciones cuentan con una habitación que fue adaptada para el aislamiento preventivo frente a un caso sospechoso. “Tenemos la obligación de aislarlo del resto del grupo mientras se espera el hisopado y el resultado. Una vez que se confirma el caso positivo, se solicita el traslado inmediato con el servicio de ambulancia al lugar que corresponda, sea sanatorio u hospital. Pero ante el caso positivo se lo deriva, se lo saca de la institución”, afirmó.

Aseguró que se cumplen las medidas de bioseguridad, higiene, “se extreman las medidas de contacto, incluso se trata de aislar aún más de lo que estaban los abuelos”. Reiteró que los residentes del hogar Nazareth no reciben visita de familiares desde el inicio de la cuarentena. “Compartían todavía algunos espacios comunes, manteniendo las distancias correspondientes. Pero desde los casos positivos, se los aisló aún más en los dormitorios a algunos abuelos para evitar la circulación y el intercambio entre ellos mismos. Y el personal, con todas las medidas de seguridad para evitar nuevos contagios”.

También podria interesarte