Schwartzman bajó a Khachanov y es semifinalista

Por

Diego Schwartzman dio este viernes un nuevo paso en busca de su segundo título de la temporada al vencer al top ten ruso Karen Khachanov en dos sets, con lo que se clasificó para las semifinales del ATP 500 de Viena. En esa instancia lo espera el francés Gael Monfils, que logró su boleto al ganarle al esloveno Aljez Bedene.

Una hora y 42 minutos necesitó el número 15 del mundo para imponerse por 7-6 (8-6) y 6-2 a Khachanov, número nueve del ranking y una de las figuras más promisorias del circuito.

Después un ajustado primer set, donde el ruso llegó a sacar 5-4, el argentino recuperó el saque justo a tiempo y pudo empezar a torcer el brazo de su rival a partir del tie break, ya que la definición de ese parcial marcó un antes y un después en el partido. Tras quedarse con el set inicial, Schwartzman volvió a romper el saque del segundo favorito en el primer game del segundo y ya marcó las condiciones con la tranquilidad que le daba el marcador.

Ya sin mayor oposición, el tenista porteño consiguió otro quiebre sobre el saque del ruso para encaminarse a una de las mejores victorias de la temporada. En lo que va del año, Schwartzman sumó cuatro triunfos sobre jugadores ubicados entre los diez primeros del ranking de los siete que consiguió en toda su carrera. Además, accedió por quinta ocasión a una semifinal, en un año que levantó el título de Los Cabos.

Con su victoria sobre Khachanov, el “Peque” se adelantó en el historial entre ambos, que ahora comanda 2-1. El argentino se había impuesto en el Masters 1000 de Miami y el ruso había ganado en el Masters 1000 de Cincinnati, ambos cruces en 2017. Antes de dar el impacto ante Khachanov, Schwartzman había eliminado al francés Pierre-Hugues Herbert y al estadounidense Sam Querrey.

Para llegar a su tercera final del año, el tenista de 27 años deberá superar el sábado al veterano Monfils, cuarto preclasificado del torneo, que no tuvo inconvenientes para eliminar a Bedene por 7-5 y 6-1 en una hora y diez minutos de juego. Ya superadas las lesiones que lo retrasaron en el ranking, el francés se está reencontrando con su mejor versión y ya trepó hasta el decimocuarto lugar del escalafón. En lo que va del año, Monfils levantó el trofeo en Rotterdam, sobre una superficie similar a la que se juega en Viena. El del sábado será el cuarto duelo entre Schwartzman y Monfils, con una leve supremacía del galo, que se impuso en Roland Garros 2015 y Amberes 2018. El argentino, en cambio, ganó en Río de Janeiro 2018.

También podria interesarte